García Larralde: Economía venezolana atraviesa por una “contracción brutal”

Garcia-Larralde

Estamos a las puertas de la hiperinflación, del default y de un empobrecimiento acelerado, aseguró el economista Humberto García Larralde, presidente de la Academia de Ciencias Económicas, al ratificar que la economía venezolana atraviesa por una “contracción brutal”, en el marco de un foro organizado por la Fundación Espacio Abierto.

Señala que es necesario tener presente, cuando se habla de la situación económica venezolana, el peso que tiene la renta petrolera. En efecto, de acuerdo con cifras del Banco Central de Venezuela, los componentes del producto interno petrolero en una proporción mayoritaria han sido el 70% renta, lo cual tiene un impacto muy grande sobre el funcionamiento de la economía.

Afirmó que Venezuela ha pasado por dos períodos de rentismo exagerado: el primer gobierno de Carlos Andrés Pérez en la década de 1970; y el reciente período del gobierno de Hugo Chávez, cuando se colocó el barril de petróleo a 119 dólares. Destacó que mientras los precios del petróleo se mantenían altos y dada la política de acoso al sector privado por parte del gobierno, el aparato productivo se destruyó y el gobierno trató de resolver todo a base de importaciones.

-Eso llevó a creer que había una cierta prosperidad, alimentada por esta ilusión de bonanza petrolera, que se vino abajo al bajar los precios del petróleo; y fue entonces cuando se manifestaron los males de la economía, aseguró.

Precisó que la producción petrolera está cayendo: desde el 2011 hasta agosto de 2017, según los reportes de la OPEP, ha caído en más de una tercera parte. El precio del petróleo llegó a estar en 119 dólares y hoy está en unos 40 dólares.

Mencionó como elemento adicional el endeudamiento bestial por parte del gobierno; el cual ha aumentado la deuda pública desde el 2006 casi cinco veces, y a la que habría que añadir la deuda con China; los proveedores de la deuda comercial, los litigios; que están pendientes a nivel internacional; de manera que, a su modo de ver, todavía es mayor; con la desventaja de que de la deuda formal están muy concentrados los pagos para los próximos años.

-Esto significa una carga muy grande para la economía; y  en el caso de Maduro lo que ha hecho es privilegiar el pago de los bonos de la deuda; contra la atención de las necesidades de la población: alimentos, medicinas. Esto en un contexto en el que la productividad ha venido cayendo significativamente, aseguró.

Escenarios comprometidos

En cuanto al diagnóstico que se puede hacer sobre la economía venezolana, indicó que atravesamos por una contracción económica brutal; que estamos a las puertas de la hiperinflación y a las puertas de un default; un empobrecimiento acelerado; conflictividad social.

-Asimismo hay una gran incertidumbre e imprevisibilidad que dificultan las decisiones económicas, y que demuestran que ese rentismo; del que hicimos referencia, está ya en su fase final.  El salario mínimo y el bono de alimentación, incluyendo el último aumento, han caído significativamente.

Puntualizó que en lo que va de año se ha perdido el poder adquisitivo en 40%, con respecto al año pasado.

Al referirse al comportamiento de la liquidez, García Larralde aseguró que este año el financiamiento del BCV ha aumentado diez veces.

-Es impresionante: a comienzos de año estaba en 4 billones de bolívares; saltó a más de 40 billones de bolívares. La mayor parte de eso es financiamiento a las empresas públicas no financieras, principalmente, a Pdvsa. Pero eso da a entender la expectativa de futuro inmediato, de cómo va a seguir acelerándose la inflación; que en agosto pasado, según la Asamblea Nacional, subió a 33,8%. Eso no se había visto, y eso va a continuar con una consecuencia terrible en la gente, afirmó.

Expresó que el gasto público no se financia sino con esa modalidad de carácter monetario; en un país donde hay una gran fuga de capitales, “gracias” a los controles; de modo que ha salido doce veces más capital por la cuenta financiera que durante los cuarenta años de democracia.

Advierte que el gobierno ante la crítica situación de una economía muy deprimida; se ha quedado sin respuesta: privilegiando el pago de la deuda externa, restringiendo drásticamente las importaciones; liquidando activos; pignorando oro, endeudando Citgo, negociando el Arco Minero.

-Los desajustes macroeconómicos no le interesan a este gobierno;  todo lo que sucede, se lo achaca a la guerra económica. No ataca el déficit público ni el déficit monetario del BCV; que genera la inflación. Rezaga el ajuste salarial; que no está a la altura de la inflación. Nos empobrecemos. No levanta el control de cambio y el control de precios; porque detrás de eso hay unos negocios muy significativos-, aseguró García Larralde, reseña el portal Noticiero Digital.

Be the first to comment on "García Larralde: Economía venezolana atraviesa por una “contracción brutal”"

Deja un comentario