Mary Soto, orfebre de la religiosidad…

0
717

Ana Hernández López.-

(Las Noticias de Cojedes).- Destacarse en el difícil mundo del arte, es un reto para cualquier artista, pero más aún si se aborda el tren artesanal, pues millones de manos en todas partes del planeta, muestran sus creaciones con la intención de ser aceptados.

Mary Soto, nativa de Maracaibo, Venezuela, se formó como Ing. Civil en la Universidad Rafael Urdaneta del Zulia, pero siempre mantuvo su espíritu creativo y, desde joven, diseñó ropa de niños, hasta que se enamoró de los metales, las perlas y se hizo orfebre.

Se enamoró y encontró una pareja que le animó en todo momento a profundizar en el arte que ella proponía, rendirle culto a sus valores religiosos, de la manera más digna en cada creación de una joya.

Joyas y religión

Con Néstor Rincón, su esposo, como aliado incondicional, Mary Soto toma vuelo y acude a los nichos de los orfebres históricos, Egipto, Grecia, Italia, España, Singapur y otros países, para conocer de cerca el marco motivador de los grandes creadores y de cada uno forjo sus ideales.

Tomó la decisión de no quedarse solamente en la creación de finas joyas, sino que se propuso rendirle culto a los valores que cimentaron sus principios, construyó un taller para que le sirviera de cuna a la simbología cristiana, poniendo empeño en darle luz y sentido a cada joya que creara.

Mary Soto se ganó el reconocimiento de los expertos en materia de alta joyería y se abrió caminos a través de sus motivos, por la estética y el contenido de su propuesta. Se convirtió en una asidua invitada a los grandes shows de joyas y diseños que se realizan tanto en Europa, como en Norteamérica.

El mayor y mejor organizador de eventos de España, IFEMA, consorcio constituido por la Comunidad de Madrid, el Ayuntamiento, la Cámara de Comercio e Industria y la Fundación Montemadrid, le abrieron sus salones a nuestra artista, como reconocimiento al nivel de sus creaciones, en los shows del MadriJoyas.

De igual manera, la diseñadora y creadora ha sido constante invitada en los últimos años a las exposiciones organizadas por Jewelers International Showcase (JIS) en el Miami Convention Center y en el JA New York en el JACOB JAVITS CENTER de esa ciudad norteamericana, a cuyos espacios sólo acuden los más importantes artistas del sector.

Marys Soto, es una marca icónica en el difícil mundo de la orfebrería, y la venezolana se ha impuesto por originalidad, estilo y diseños, mostrando en cada obra, lo que el talento le inspira.